Salteado de setas con pavo


Es una receta muy sencilla, se hace en poco tiempo y la verdad que resulta un plato bien rico. Las setas que he usado son setas cultivadas, las que vienen en los supermercados, son sanas y tienen un buen sabor, además que aportan vitaminas y minerales. Así que he pensado en preparar un salteado y añadirle un poco de proteína, en este caso un poco de carne de pavo. Así que vamos a proceder con la receta.
Ingredientes para 2 raciones:
  • 100 g de setas cultivadas
  • 150 g de carne de pavo
  • 1 trozo de pimiento rojo
  • 2 dientes de ajo
  • 40 ml AOVE
  •  sal y pimentón dulce
  • 50 ml vino blanco
  • 1 vaso de agua

Modo de preparar:
Se lavan las setas y se dejan a escurrir.
En una sartén se echa el aceite y se pone a calentar. Una vez caliente se añade el ajo picado en láminas gruesas. Se les da un par de vueltas para que el aceite coja su sabor, luego se añade el pimiento troceado en tiras y se saltea durante 3-4 minutos, removiéndole de vez en cuando.

A continuación se añaden las setas, se dejan un par de minutos removiéndolas, se va a notar como baja su volumen, es cuando ya se puede añadir el pavo troceado también. Se añade sal a gusto y un poco de pimentón dulce.

Se saltean otros 5 minutos removiendo de vez en cuando para que la carne se haga por los dos lados. Vais a observar que el aceite casi ha desaparecido de la sartén debido a las setas, pero si tenéis una buena sartén antiadherente los ingredientes no se van a pegar y se van cocinando como si fuera a la plancha, incluso la carne, que es el modo más indicado.
Durante los 5 minutos de salteado se añade el vino blanco y se cuece hasta que se evapora el alcohol, 1 minuto aproximadamente. Luego se cubre de agua, en mi caso yo he añadido solo 1 vaso.
Se rectifica de sal y se deja a cocer a fuego moderado hasta que el agua desaparece y se queda con una salsita ligera (unos 20 minutos aproximadamente).
Listo para emplatar.

Es un plato muy saludable y con pocas calorías.  Muy indicado para las personas que quieren bajar de peso.
Se puede servir como segundo plato tanto en la comida principal como en la cena.
Espero que os guste la receta y que la preparéis vosotros también.
Un saludo y
¡Hasta la próxima!


Comentarios